Tecnologia

Por qué hay tanto cáncer, retrasos mentales y presos en Cuba (IV)

West Palm Beach, USA, Ed Prida (PD) Otro factor a tener en cuenta es la vacuna oral contra la poliomielitis Sevin y la vacuna contra la tuberculosis de fabricación soviética.

Esta última vacuna estaba muy alejada de las normas internacionales. Prueba de esto es que todos los cubanos vacunados, al llegar a los Estados Unidos, los análisis los reportaron como portadores de la enfermedad.

Cómo pudiera conocerse cuánto daño puede causar esta vacuna creada y fabricada en el país de mas atraso en la salud y más falto de respeto por la vida humana, como la URSS.

Hubo gran cantidad de asmáticos muertos por la aminofilina alemana inyectada en vena administrada en los cuerpos de guardia a quienes presentaban ataques de asma: en menos de tres minutos provocaba el paro cardio-respiratorio.

Hubo muchos casos notorios de muertes en el Hospital “Calixto García”, como la muerte del hijo del popular actor Enrique Almirante con solo 16 años, triste evento que conmocionó al personal médico junto a otros casos de hijos o familiares de médicos del mismo hospital. Estos casos provocaron que se analizara el lote del producto y resulto que no se correspondía el miligraje con la etiqueta del producto y otros factores. Se suspendió el uso del producto por la cantidad de muertos que ya venía provocando y durante casi un año, Cuba estuvo sin aminofilina para los asmáticos, en espera de la respuesta del CAME.

El trío o el cuarteto de antibióticos que se inyectaban al neonato en Cuba se conoce que funcionan como inhibidores de los neuro- transmisores y crean estructuras de neuronas anormales y disfuncionales, especialmente en los receptores, el Séptimo y Octavo Pares Craneanos, que son los más castigados por los antibióticos.

La inyección de los neonatos ha sido un crimen en Cuba, ni los propios Ministros de Salud Publica pudieron parar esta norma.

Conozco el tema. Trabajé más de 15 anos con estos resultados, más los años que estuve en prisión.

Más del 70 % de la población carcelaria de Cuba no alcanza el razonamiento abstracto, según las pruebas psicológicas sencillas que les administré a cientos de presos llevando la estadística.

Aquellos datos y otros los envié desde la prisión al profesor de sicología Roberto Ávalos y fueron informados por Radio Martí, en el programa “Si ya puedo decir No”.

Es bueno recordar que en Cuba hay más de 450,000 reclusos en 569 prisiones. El 92% son negros.

En 1987, durante una larga conversación que sostuve con el General José Abrantes, ministro del Interior, me pidió un reporte por escrito de mi impresión sobre estos asuntos. Para mi sorpresa, fue fuente y parte de su discurso “robado” durante la celebración del Día de la Cultura, un 20 de octubre. El discurso fue publicado en Grama. Digo discurso “ robado “ porque el orador debió haber sido el ministro de Cultura Armando Hart Dávalos y no el ministro del Interior.

En Cuba hay mucha contaminación alimenticia y ambiental.

La papas de frigorífico y la leche en polvo de la Republica Democrática Alemana que venían a Cuba cambiadas por torula para los cerdos alemanes, contenían una alta contaminación radioactiva, además del DDT proveniente de los pesticidas, utilizados en dosis no aceptables para consumo humano.

La leche de vaca en realidad no existía, se hacía con un polvo con un alto contenido de carbonato de calcio y no apto para el consumo humano por el plomo y aluminio que contenía, todos considerados productos altamente tóxicos y cancerígenos.

Con la el advenimiento de la Perestroika y la Glasnot el semanario soviético Novedades de Moscu publicó algunos artículos sobre la agricultura y la contaminación ambiental y se pudo ratificar que la papa, en Alemania Oriental y la URSS, se sembraba en áreas donde habían estado emplazados misiles soviéticos con carga nuclear que no tenían las regulaciones de seguridad necesarias y contaminaron extensas áreas de terrenos, ríos y lagos.

Un profesor de Química Analítica de la Facultad de Química de la Universidad de La Habana, llamado Israel Victoria, vecino de Santiago de las Vegas, sin proponérselo, en sus clases prácticas de laboratorio le pedía a los alumnos análisis químico de productos que ellos tenían en sus casa, y resultó que descubrió que las papas alemanas que venían refrigeradas y otros alimentos importados tenían una carga radioactiva y de otros productos tóxicos. El profesor, al utilizar el contador Geiger, pudo notar también que cuando no había papas en el laboratorio el contador mantenía marcando la escala y salio del laboratorio y el contador se mantenía activo y en la medida que se aproximaba al Parque de los Molinos de la Facultad de Agronomía persistía el contador hasta ir en progresivo aumento. Luego se pudo conocer que se había enterrado un Betatrón. La contaminación a nivel peligroso alcanzaba hasta la calle Infanta, mas allá de la Avenida Carlos III y la Avenida 23 del Vedado, el Hospital Calixto García y la Colina Universitaria. Con toda responsabilidad y honestidad, el profesor hizo un informe al Comité Central, como buen militante del Partido y ex Combatiente del Batallón 114. Fue citado dos veces y el resultado fue la expulsión del Partido y la pérdida del título y de su cargo de Profesor. Mi querido amigo Israel Victoria murió al poco tiempo de estar trabajando como cobrador de electricidad en Santiago de las Vegas.

¿Cuántos casos de cáncer ha estado generando esta irresponsabilidad?

En todas las casas hay cancerígenos de primer orden. El asbesto, un material muy utilizado en las planchas de techo rústico, tanques de agua, tuberías y bebederos de animales, es el productor por excelencia del mesothilioma, el cáncer de pulmón.

En Alemania, después de la caída del muro de Berlín, derrumbaron gran cantidad de edificaciones porque las paredes y techo contenían asbesto cemento.

En Cuba la población y el ganado consumen agua almacenada en tanques de asbesto cemento. Constituye un privilegio tener un tanque de agua de fibrocem, como se le llama en Cuba.

Si leyó este trabajo, ya usted tiene la respuesta de por qué hay tanto cáncer, retraso mental y presos en Cuba.

Foto: Las manos en las barras de la prisión-Freepik
pridaissues@gmail.com

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*